Insert a post title here

“You will never be completely at home again. Because part of your heart will always be elsewhere. That is the price you pay for the richness of loving and knowing people in more than one place.”


Cuando estas lejos, es maravilloso poder encontrar personas y lugares que te brindan la calidez necesaria para no sentirte fuera de lugar. Te hacen “sentir como en casa.”

Sin embargo, como muchos dicen, no hay nada como el hogar.

El hogar en el que creciste, rodeado de personas que te han acompañado a lo largo de tu vida. Llegará el momento en el que tendrás más de un hogar, pero el primero es inigualable.


Regresé, después de 20 meses y… Es cierto, no hay nada como el hogar. El calor de la familia y los viejos amigos, la comida y los lugares que acostumbrabas visitar. Volví, para quedarme por un tiempo indefinido, dejando un lugar hermoso del que me enamoré y donde conocí personas que dejaron un pedacito de ellos en mi corazón, quienes se quedarán en él para siempre. 

En ocasiones será difícil estar de regreso, porque claramente uno se acostumbra fácil a la buena vida. Sin hablar del dinero o comodidades. Me refiero a que es fácil acostumbrarse a una cultura completamente diferente, en la que puedes caminar sin miedo, donde el acoso en las calles es casi nulo y viajar sola es tan normal como ordenar huevos estrellados a la 1:00 am en el bar de la esquina.

Sin embargo, era momento de despedirme de esa buena vida. Era momento de regresar a casa y llenarme de energía. 

No sé si te has dado cuenta, existe algo dentro de cada uno de nosotros, es como una vocecita en nuestro interior. Una voz hermosa e inteligente que es ignorada por la mayoría de las personas, que con el paso del tiempo se vuelven aburridas y tristes. Algunos le llaman intuición. Cuando no sepas qué hacer y necesites un buen consejo, esa vocecita siempre estará ahí, solo necesitas escuchar con mucha atención.

Esa voz interior es lo más valioso que tenemos. Nunca falla, nunca se irá.

Regresar fue una de las mejores decisiones que puede haber tomado, aunque me dolió mucho decir adiós a mi nueva familia y mi nuevo hogar. En poco tiempo me di cuenta del porque fue la decisión correcta.

Conseguí un trabajo que me ayudó a descubrir más acerca de quién soy y lo que quiero en la vida. Personas maravillosas estuvieron en mi camino, de quienes aprendí y creamos fuertes lazos de amistad. Agradezco infinitamente haberlos encontrado. 

También estaba más feliz que nunca de poder compartir nuevamente con mi familia.

¡Esa vocecita siempre sabe a dónde llevarte! 

Tendrá siempre lo mejor para ti… Siguiendo el camino, dando un paso atrás o cambiando de dirección. Siempre llegaras al lugar en el que debes de estar, si no fue así… Vuelve a escuchar con atención.

– ¡Sal! Convierte más lugares en tu hogar. Quédate, regresa y vuélvete a ir.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s